Tipos de cristales esotéricos

¿Buscando saber más información sube cristales esotéricos y sus tipos? Entonces tengo que decirle que llegó en la página correcta, pues vamos a abordar este asunto tan especial sobre los diversos tipos de cristales y sus formas.

Como la gran mayoría de la gente ya sabe, las piedras preciosas poseen características peculiares que pueden potenciar ciertas acciones, sentimientos e incluso la propia relación del ser con el plano espiritual. Y en este último caso, es decir, en cuanto a la conexión del material con el plano más sutil del cosmos es que actúan las famosas piedras esotéricas, pero ¿cuáles son los tipos de cristales esotéricos existentes? ¿Cuáles son sus principales características? ¿Cómo podemos beneficiarnos de su uso? ¡Continúe leyendo el artículo y sepa más sobre este interesante tema!

En la actualidad, los tipos de cristales esotéricos son: atlante, tabular, tallado, cetro, isis, gemelos, transmisor, eslabón del tiempo, catedral, rayo, masculino y femenino, variando básicamente la forma en que se tallan.

Describiendo los diferentes tipos de cristales esotéricos

Cristal atlante: posee dibujos en forma de pirámides en su exterior y funciona como una especie de portal facilitador de enseñanzas, aprendizajes y sabiduría espiritual.

Cristal tubular: es un cristal aplanado y con bordes extremadamente anchos. Es muy utilizado por aquellos que buscan respuestas íntimas, autoconocimiento, autocontrol, autopersonal y la eliminación de traumas y conflictos internos.

Cristal entallado: posee en su exterior diseños que recuerdan la antigua escritura cuneiforme usada en el Antiguo Egipto. Él es frecuentemente utilizado por aquellos que desean conocer sus vidas pasadas.

Cristal cetro: también llamado el cuarzo celestial, es deforme y con algunas «manchas», siendo utilizado para diferentes terapias de curación, tanto del cuerpo material como del inmaterial.

Cristal Isis: popularmente conocido como cristal diosa (Diosa Isis de la mitología), posee en su cima un pentágono irregular de gran belleza. Favorece proyectos, trabajos y transmisión de conocimiento.

Cristales gemelos: ese es muy fácil de identificar, pues en una sola pieza se tiene dos cristales muy bien definidos y de diferentes tamaños. Es excelente para unir amigos, pareja y familia.

Cristal transmisor: este posee dos pentágonos intercalados graciosamente por triángulos en su cima. Se utiliza para elevar las vibraciones personales y hacer «transmisiones» al mundo espiritual.

Cristal eslabón del tiempo: ¡este es un poco más difícil de identificar, tiene un rectángulo bien definido en uno de sus lados! Los exotéricos creen que este cristal puede hacer un puente con cuestiones que involucran el pasado y el futuro.

Cristal catedral: tiene ese nombre por tener en su cima una lapidación que guarda semejanza con una catedral. Sirve para ayudarnos en la elevación espiritual, pues dicen que esa pieza contiene en sí la gran sabiduría de pueblos del pasado.

Cristal rayo: posee en su interior un brillo semejante a un rayo, ya que en algún momento de la antigüedad fueron alcanzados por rayos de verdad. Ellos tienen varias utilidades, pero se utilizan principalmente para todas las cuestiones que envuelven el amor.

Cristal masculino: posee un rombo inclinado hacia abajo y muy usado para renovar las energías del ambiente, además de equilibrar las energías relacionadas con lo físico y lo espiritual.

Cristal femenino: posee un rombo inclinado hacia arriba. Sirve como una especie de recipiente para guardar energías. Energías especiales de bosques, mares, ríos, etc.

Imágenes

¿Cómo podemos beneficiarnos del uso de los cristales esotéricos?

De hecho los cristales esotéricos y sus terapias asociadas pueden ayudar a cualquier ser humano en las más diversas cuestiones de la vida, sin embargo noten que sus principales aspectos (para todos los cristales citados en el tópico anterior) poseen relación íntima y especial con todo aquello ligado al plano espiritual.

Por lo tanto, para que podamos utilizar cada uno de ellos correctamente, de acuerdo con las características propias de cada cristal, es necesario pasar por tres fases diferentes y muy importantes: la fase de diagnóstico, la fase de investigación y, finalmente, la elección de la técnica adecuada.

Fase de diagnóstico

Esta es una fase muy importante donde debemos tener calma y analizar con gran seriedad todo lo que estamos sintiendo o necesitando. Sin invenciones, sin vanidades y con mucha cautela, ya que es a partir de esa fase inicial que toda la terapia será basada.

De esta forma, después de saber con exactitud lo que queremos, debemos lanzarnos a la investigación.

Fase de búsqueda

Después de completar la fase de diagnóstico y saber exactamente lo que debemos buscar, es el momento de la investigación donde usted elegirá los tipos de cristales esotéricos más adecuados para su situación en particular.

Normalmente, como existen muchas variantes, se recomienda consultar a un especialista esotérico para la elección de las más precisas.

Fase terapéutica

En fin, cuando sabemos lo que necesitamos y qué cristales usar, debemos comprender cómo vamos a utilizarlo y ay una vez indicamos la consulta de un buen profesional del área, que indicará la terapia más apropiada.

Ahora ya sabes cómo separar tipos de cristales esotéricos, pero en caso de alguna duda entre en contacto con nosotros a través del formulario de contacto.

Enlaces útiles:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *